“Ciclistas Urbanos”: Un proyecto fotográfico para reivindicar la bicicleta en las ciudades

Cortesía José Miguel Llano.

El uso la bicicleta como medio de transporte en el ámbito urbano trasciende al origen, edad y condición social de las personas que lo utilizan”. Así lo considera el fotógrafo y ciclista español, José Miguel Llano, quien desde hace 27 años ha estado ligado a documentar diversas formas de ciclismo, ya sea el cicloturismo, el ciclismo en las montaña y en entornos urbanos.

Su último trabajo “Ciclistas Urbanos”, es un proyecto que nació con el objetivo de reivindicar el uso de la bicicleta como un medio de transporte diario que,en su opinión, ya es una forma de vida. A través de una colección de 200 retratos de ciclistas, este fotógrafo busca documentar una faceta de la sociedad de principios del siglo XXI.

Conoce su proyecto a continuación.

“Me gustaría hacerle un retrato posando con su bici”

Cortesía José Miguel Llano.

Con esta frase, el fotógrafo inicia el acercamiento con los ciclistas que encuentra durante sus recorridos -que por ahora ha hecho en ciudades españolas- y les pide que posen de pie junto a su bicicleta para así retratar lo heterogéneos que son los ciclistas, pero que tienen en común el hecho de haber convertido la bicicleta en una forma de vida. Si bien nos cuenta que la sorpresa que su pregunta genera en la gente es innegable, siempre su propuesta es bien recibida.

Por ahora, ha capturado 200 imágenes que pretende que sean un registro documental de la sociedad de comienzos del siglo XXI, por lo que considera que se revalorizará a lo largo del tiempo y a medida que se produzcan nuevas transformaciones culturales y sociales.

La reivindicación de la bicicleta en las ciudades

Cortesía José Miguel Llano.

Las causas que José Miguel considera que explican porqué cada vez son más los ciudadanos que eligen la bicicleta como un medio de transporte se debe a que si bien en un principio puede haber sido como una solución alternativa a la congestión vehicular, los problemas ambientales, y en el caso particular de las ciudades españolas, a la crisis económica, rápidamente los ciclistas tomaron conciencia de los beneficios que no solo les otorga en términos personales, sino que también a las ciudades.

En octubre del año pasado, el fotógrafo expuso 40 retratos de ciclistas urbanos en la Plaza del Artium de Vitoria-Gasteiz, en España, durante 12 días, período en que también fotografió a los ciclistas que pasaban por el lugar y se lo pedían. Ésta iniciativa es la que José Miguel busca llevar a otros países y así poder seguir documentando la heterogeneidad de los ciclistas urbanos.