Plataforma Urbana en tu mail

Recibe lo nuevo cada mañana

 
 

Estás en Plataforma Urbana » Cómo hacer ciudad » ¿Por qué las ciudades deberían planificar un medio ambiente más saludable?

COLUMNA
 
22
feb
2013

¿Por qué las ciudades deberían planificar un medio ambiente más saludable?

Imagen de previsualización de YouTube

En el video de la portada, la reflexión de Steve Goldsmith publicada en el blog CEOs for Cities, comenta algo que todos los hemos escuchado. Que debemos reciclar, apagar las luces cuando no las estamos ocupando, beber de una botella de agua reutilizable. Estas son todas buenas maneras de disminuir el impacto que cada individuo hace sobre el medio ambiente, pero él también señala que existen medidas de mayor escala que las ciudades pueden tomar para crear un ambiente más sano y mejorar la calidad de vida.

El ex alcalde de Indianápolis y actual profesor de Harvard, Steve Goldsmith expuso en Reunión Nacional de otoño de los CEOs for Cities, en octubre pasado. Hasta entonces, podemos encontrar su valiosa información sobre las ideas de innovación en el sector público en un blog titulado Better, Faster, más barato. Él escribe no sólo cómo hacer que un obierno sea más eficiente, sino que también se trataron temas tales como los beneficios de fondo de una ciudad ecológica.

Goldsmith discutió en Filadelfia una iniciativa llamada “Ciudad Verde, Gestión de residuos”, que tenía por objeto hacer frente a los retos que impone la existencia de un desbordamiento de un alcantarillado combinado. Los problemas de contaminación causados ​​por este sistema son perjudiciales para el medio ambiente y costoso en la limpieza y la protección ambiental. El sistema propuesto por “Ciudad Verde, Gestión de residuos”, se centra en la reducción de las aguas pluviales e infraestructura de gestión en lugar de la sustitución de las tuberías viejas, aprovechando las nuevas tecnologías para reducir costes y reducir los contaminantes potenciales.

La infraestructura verde puede manifestarse en una variedad de maneras diferentes. El uso de energía renovable para nuestras instalaciones públicas pueden pagar el costo de las operaciones de construcción y apoyo. Nuestros sistemas de transporte también tienen un impacto increíble en el medio ambiente y el crecimiento económico. Las cifras de CEOs for Cities muestran que si se reduce el número de millas  recorridas por el estadounidense promedio, por una milla diaria , 156 millones de estadounidenses colectivamente convirtiéndolas en 156 millones de millas menos por día, o menos unos 57 mil millones millas por año. A $ 3.50 por galón de gasolina, Estados Unidos se ahorraría $ 10 mil millones por año en combustible. Agregue el gasto de la compra y el mantenimiento de los vehículos, y el ahorro total sería $ 28,6 mil millones por año!

Una inversión en el transporte público, así como de peatones y bicicletas, mejora la experiencia de uso de transporte alternativo. Liberarse de la dependencia de los automóviles reduce las emisiones de los vehículos, que permite la proliferación de espacios verdes, lo que reduce la escorrentía de aguas pluviales, actuando como un filtro natural para los contaminantes. Además de los $ 10 mil millones que ahorraría Estados Unidos (este país es sólo un ejemplo) con la reducción del uso de gas, podría ahorrar en las acciones de remediación de contaminación.

La lección aquí es que no sólo es importante fomentar una forma de vida más limpia, más verde, ambientalmente más saludable para la ciudad, sino también tiene sentido económico y como puede ayuda al desarrollo de un país y también en escalas menores, a niveles comunales, por ejemplo.

Invitamos a compartir con nosotros algunas otras maneras donde se puedan conjugar las ganancias ambientales con las ganancias económicas en nuestras ciudades.

  • Daniel Yovanovic

    La Carta de Atenas cita varios elementos sobre este tema:
    1 Aire puro.
    2 Sol; no sólo para nuestra vitamida D, sino también para las flores y plantas a nuestro alrededor, que también son seres vivos y tienen derechos naturales.
    3 Arborización.
    4 Franjas verdes, que acompañen nuestro transitar por calles y avenidas, incluyendo los espacios “separadores” cuando es una avenida doble.
    5 Agua (por lo menos en grifos o llaves, si no es posible disponer de una fuente o poza).
    6 Terrenos o espacios para la convivencia de los vecinos en cada barrio. No las mismas calles vehiculares para hacer teatro callejero ni malabares en vía pública, sino parques, auditorios o escenarios en donde los niños puedan convivir deportiva o artísticamente, y donde nosotros podamos disfrutar ese mismo teatro y esos mismos malabares pero cómodamente sentados en nuestras graderías, en horarios debidamente organizados. El arte y la creatividad no van necesariamente asociados al desorden o al despelote.
    7 Ambiente libre de contaminación (sólida, líquida, gaseosa, auditiva, visual y magnética).

  • Pingback: Anónimo

  • Pingback: ¿Por qué las ciudades deberían planificar un medio ambiente más saludable? | The Specialist

  • MARGARITA

    Me encanta las ideas encontradas en la página y me gustaría recibir más información al respecto. Mil gracias y fraternosaludo.

 
3168 dias 24206 artículos 88944 comentarios

¿Tienes un dato de ciudad?

Cuéntanos qué está pasando en tu ciudad - contáctanos ahora.

 
 

No te pierdas una sola novedad de Plataforma Urbana

Quieres compartir un dato con nosotros? Contáctanos ahora