Plataforma Urbana en tu mail

Recibe lo nuevo cada mañana

 
 

Estás en Plataforma Urbana » Análisis Urbano y Territorial » Río Mapocho y Costanera Sur: potenciar la competitividad o destruir el patrimonio geográfico

17
oct
2011

Río Mapocho y Costanera Sur: potenciar la competitividad o destruir el patrimonio geográfico

Imagen: Carolina Katz

Por Carolina Katz. Arquitecto y profesora UC. Master en Ingenería Ecole Nationale des Ponts et Chausées, París.

Hoy en día, la globalización ha desatado lo que conocemos como competitividad entre ciudades. En resumidas cuentas, se trata de la búsqueda de atractivos para la ciudad, que ayuden a captar los capitales de inversión. Las diferentes metrópolis mundiales invierten entonces en su imagen para posicionarse en el contexto global. Esta imagen se construye en base a un contexto político, económico y financiero favorable y, a recursos humanos, tecnológicos, de infraestructura de servicios competitivos y de calidad de vida.

Santiago posee un gran patrimonio geográfico con importantes atributos naturales. La Cordillera y el río Mapocho, autores de la fisonomía del valle, son los elementos paisajísticos que tenemos que potenciar para situar nuestra capital competitivamente a nivel regional. Sin embargo hoy, las decisiones vinculadas a la generación de infraestructuras están poniendo en peligro estos grandes valores. Si la futura Costanera Sur no es cuidadosa y sensible en su diseño, será una amenaza destructiva para la ciudad y sus paisajes.

En lo que se refiere a los atractivos urbanos, que se enmarcan en la calidad de vida, las ciudades de hoy se preocupan más y más por ofrecer un paisaje urbano cultural agradable para sus habitantes. Es así como en los 90, Bilbao, una ciudad española poco conocida en ese entonces, le pide al Arquitecto Frank Gehry construir un museo que logre llamar la atención de todo el resto del mundo. En esta misma línea, París, Londres y Berlín, las grandes capitales de Europa, tampoco se quedan de brazos cruzados con el gran patrimonio que ya poseen, al contrario están en permanente ejercicio para mejorar sus condiciones de vida y atractivos. Esta búsqueda permanente de mejores estándares para las ciudades, se ha centrado en los últimos años sobre todo en la preocupación por ofrecer una imagen distinta, algo que otras metrópolis no tengan, como por ejemplo una vida cultural interesante con nuevos museos, teatros y espectáculos y/o un ámbito agradable de paseos y esparcimiento al aire libre. Muchas urbes americanas y europeas, han recuperado sus riberas fluviales y marítimas, alguna vez olvidadas bajo el progreso de las autopistas, para otorgar áreas verdes, paseos y recreación a sus habitantes y visitantes.

Imagen: Carolina Katz

Cabe preguntarse qué puede ofrece Santiago de distinto, de único y atractivo. Primero que todo, debemos darnos cuenta que nuestra ciudad cuenta con un clima muy agradable que nos permite disfrutar de los exteriores la mayor parte del año. Segundo debemos ver, valorar y sacarle provecho a ese enorme patrimonio geográfico que nos rodea. Ahí está nuestro paisaje clamando por ser escuchado, con su imponente cordillera y los paseos que ofrece a escasos kilómetros, no sólo para los amantes de los deportes de invierno sino también para los ciclistas, los caminantes, para todos. Y, ahí está también nuestro río Mapocho con su paisaje de torrente, de grandes rocas, álamos y dedales de oro que nunca hemos querido, que siempre hemos destruido. Este torrente y la cordillera que nos permite ver, es nuestro patrimonio y así debemos entenderlo. Tenemos que saber acercarnos a él y aprovecharlo, gracias a nuestro buen clima, para crear espacios atractivos de esparcimiento y recreación.

Pero hoy, lamentablemente, las decisiones en pos de la dotación de infraestructura inadecuada, nos alejan de poder disfrutar de este patrimonio geográfico. No quiere decir con esto que no debamos invertir también en infraestructura, pero no hagamos que todo lo que se logra con un avance anule las otras posibilidades. A causa del diseño poco acertado de la carretera Costanera Norte, ya no podemos acceder al río ni menos pretender tener espacios de recreación en sus riberas, desde todo el largo del borde norte de la ciudad. El lado sur, la posibilidad que nos va quedando para utilizar el río y sus riberas, está hoy amenazado por un equivocado diseño de la Costanera Sur. Con justa preocupación, el arquitecto Teodoro Fernández tuvo que construir el parque Bicentenario alejado del río, sin posibilidades de alcanzar ni ver su borde. Porque tenía que protegerse de la posibilidad de una Costanera Sur que en su diseño de vía “expedita” e intercomunal sólo va perturbar la tranquilidad de la magnífica área verde que creó.

Imagen: Carolina Katz

Es terrible darse cuenta que hoy tal como están las cosas, la Costanera Sur es, al igual que la Costanera Norte, una amenaza destructiva para la ciudad y sus paisajes. Si su diseño no es el adecuado a una vía urbana tranquila de paseo, nos volverá a aislar del gran recurso de paisaje y recreación que tenemos, el Mapocho, anulando para siempre, la posibilidad de transformarlo en un atractivo de competitividad de nuestra capital con respecto a otras.

Debemos entender, que al diseñar la Costanera Sur hay que ser no sólo cuidadosos sino también astutos. Veamos lo que tenemos, saquémosle partido y no volvamos a desmejorar nuestra ciudad. A todos nos conviene.

Comentar con Facebook»

  • alfredo

    El tramo nuevo de la costanera sur en la parte del parque bicentenario deberia ser inundable, ocupando el lecho del rio! Alternativa barata y con buena capacidad.

    • http://www.edicionoficial.cl Pablo Pérez Arias

      La verdad es que en ese tramo existe la Costanera Norte, así que no hace falta otra calle, no deberían construir la Costanera Sur.

  • Javiera Vega Z

    Desde hace unos años los grandes proyectos y las grandes inversiones de las ciudades Europeas,tienen como punto en comun la puesta en valor de los cursos de agua como medio de reforzar la atractividad de las ciudades, la participacion ciudadana y la relacion con el medio ambiente.
    Dentro de esta linea, todos los proyectos han considerado el desvio de las grandes autorutas que limitaban los usos de los bordes y su relacion urbana.
    Es evidente que son realidades distintas y situaciones geograficas distintas, pero que vale la pena considerar sobretodo despues de ver lo que paso con la construccion de la Costanera Norte.
    Una de los grandes desafios y potencialidades para la ciudad de Santiago seria sin duda definir un rol urbano para su rio o al menos mirarlo de vez en cuando.

    Javiera Vega Zumaran
    Institut d’Urbanisme de Paris

  • sebastianulloa

    Te ecnuentro razon en algunas cosas y encuentro rescatable tu compromiso con el borde en Vitacura.
    Teodoro Fernandez alzó a modo de lomas el paisaje del parque bicentenario en el borde con el río para que no se viera el flujo vehicular de la costanera norte. logrande asi fundirlo con el parque metropolitano.
    Ahora la costanera sur (via expresa del PRMS)es una obra importante, especialmente para una comuna como Cerro Navia, que con esta obra gana en conexión, y sin duda la conectará más con Enea y Renca Industrial por Vespucio…ganando en oportunidades y accesibilidad a fuentes de empleo y demanda de servicios..
    La Rentabilidad Social del proyecto es inmensamente mayor en Cerro Navia/Pudahuel/Quinta Normal que en Vitacura..
    saludos

  • Marcelo Calquin

    En el caso de Cerro Navia creo que la Costanera Sur le hace un flaco favor a la gente, los habitantes de la comuna, los que se han ganado los espacios públicos los fines de semana y se vuelcan hacia la ribera del Rio Mapocho, espacios escasos en la comuna y donde el ideal es proyectar parques, ciclorutas, áreas verdes etc. para ganar en m2 por personas de estas áreas y no en una vía de exagerado perfil que generaría una barrera para la conexión de las personas con estas zonas (cabe mencionar que Cerro Navia presenta un déficit considerable de áreas verdes)

    Extrañamente y creo sin razón el tramo de la Costanera Sur correspondiente a Cerro Navia (aprox. 5 kmts.), presenta en el proyecto un perfil de 60 mts, estrangulando los espacios, lo que da como resultado una franja mínima que en puntos no presenta continuidad y entre dos vías de alto flujo vehicular (Costanera Sur y Norte), lo que creo resta calidad de vida a los vecinos que se vuelcan a estos lugares principalmente los fines de semana como la única zona con características de parque comunal.

    Creo, que lo primordial seria disminuir el perfil de la vía y así como dice la publicación recuperar la ribera del Rio Mapocho generando áreas verdes, paseos y recreación para los pobladores, considerando esto como la verdadera rentabilidad social del proyecto.

  • sebastianulloa

    Marcelo, estoy de acuerdo con ajustar el perfil a la real demanda que tendira la costanera sur en ese tramo, pero en el tema de las Areas Verdes de Cerro Navia, tenemos el anucniado parque inundable la Hondonada.

    Saludos

    • Marcelo Calquin

      Muy de acuerdo contigo Sebastián, el Proyecto Parque Rio Viejo La Hondonada genera un área de esparcimiento y recreo, y viene a responder a la necesidad de crear en el sector poniente de la ciudad, un parque de escala intercomunal que permita un acceso frecuente para uso de la comunidad, ojala se concrete y prontamente.

 
3193 dias 24507 artículos 89056 comentarios

¿Tienes un dato de ciudad?

Cuéntanos qué está pasando en tu ciudad - contáctanos ahora.

 
 

No te pierdas una sola novedad de Plataforma Urbana

Quieres compartir un dato con nosotros? Contáctanos ahora